Por lo general en este viaje hemos ido haciendo casi un arte del hábito de esquivar grandes ciudades. Luego de pasear por Europa, donde las grandes capitales atraen como la luz a las polillas, en Latinoamérica nuestra atención se centró más en pequeñas urbes y pueblos, donde nos hemos sentido más cómodos y menos invadidos por contaminaciones varias. Pero Ecuador es de los pocos países donde recomendaría ir a su capital muy especialmente.

Quito es linda. Grande, enquilombada como decimos en Argentina, pero linda. Mucha gente, mucho tráfico, transporte público bastante organizado pero al borde del colapso en sus horas pico… pero linda!

Lo primero que recuerdo si pienso en Quito es el cielo. Ir caminando por cualquier parte de la ciudad y siempre poder ver el cielo, si hay sol se siente calidez en la piel y si llueve te mojás. Suena tonto, pero cuantas capitales dan esta posibilidad? Me gusta que la ciudad no me encierre, saber que tengo una escapatoria! Y sobre todo me gusta que tenga parques bien verdes y grandes como La Carolina. Aquí pasamos muchas horas, pero no tantas como los viajeros motorizados que estaban asentados allí. Los fines de semana la familia quiteña se vuelca en masa y nosotros ni lerdos ni perezosos desplegábamos la feria artesanal, para pasar el rato, hacer música y payasadas, conocer gente y compartir buena onda. Ah claro, ganar unos dolaritos también!

La feria de los viajeros en La Carolina

La feria de los viajeros en La Carolina

Obviamente si uno llega a Quito tiene que retirarse unos minutos de la gran ciudad para llegar hasta el hito que marca “La Mitad del Mundo”, el famoso monumento se levantó en las primeras décadas del siglo XX y tiene una ligera falla de cálculo… El exacto 0º00´00″ está a unos docientos metros en el Museo Inti Ñan donde los guías del lugar dan muestras del Efecto Coriólis que marca los comportamientos del agua (y otros líquidos) en los distintos hemisferios a merced de la rotación del planeta. Podrán ustedes parar un huevo en la cabeza de un clavo??

Coperfield...

Coperfield…

Pero hubo un día en que sentí que estar en esta ciudad valía la pena y era casi un deber. Salí del complejo La Capilla del Hombre pensando “conocer este lugar justifica venir a la ciudad”. Oswaldo Guayasamín fue un artista que nació, creció y se formó en Quito. Mantuvo siempre viva y fresca en el lienzo la raíz indígena y humilde de sus padres y esa sensibilidad visceral contra la violencia de la humanidad se refleja en su obra y deja sin aliento por momentos.

Saliendo al patio de Maestro

Saliendo al patio de Maestro

El recorrido incluye conocer su casa, un museo de arte en sí con la colección personal del maestro, visitar su taller y galería, donde estar frente a frente con las magníficas obras que se conservan (no se pierdan de ver el video del retrato a Paco de Lucía!) y por último conocer La Capilla del Hombre. Esto es considerado su mayor proyecto artístico que interconecta ingeniería, arquitectura y arte para conformar un espacio cultural y vivencial único. Se puede ver también un video que explica la concepción de la obra y luego ver las pinturas y esculturas allí expuestas.

“Pintar es una forma de oración al mismo tiempo que el grito. Es casi una actitud fisiológica y la más alta consecuencia del amor y de la soledad. Por eso, quiero que todo sea nítido, claro, que el mensaje sea sencillo y directo. No quiero dejar nada al azar, que cada figura, cada símbolo, sean esenciales; porque la obra de arte es la búsqueda incesante de ser como los demás y no parecerse a nadie.” 

Oswaldo Guayasamín  (1919 – 1999)

El Centro Histórico de Quito, de estilo colonial bien conservado, invita a caminarlo pese a las encumbradas callejuelas que se trepan a los cerros. Especialmente los domingos en que se realiza el ciclo “Quito a pie” donde artesanos y artistas ofrecen distintas opciones de entretenimiento a la familia en general.

Si es lunes, la actividad para hacer en el centro es otra. Ir a la plaza principal y observar el cambio de guardia del Palacio Presidencial, que no es muy distinto a cualquier otro cambio de guardia, con la salvedad que cuenta con la presencia de nuestro ya pana, el Presidente Rafael Correa (a quien conocimos en el Parque Cotopaxi).

Si es de noche hay que ir a “la zona”, la plaza Mariscal Fosch es el eje de la vida nocturna de la juventud y los turistas ya que la mayoría de los hostales mochileros están en esa zona. Bares, discotecas y restoranes para todos los gustos… un ecuatoriano con sombrero mariachi diciendo “Mexican food, come!” es una simple muestra de hasta donde llega esta metrópoli!

:D

😀

Gracias a la belleza y su intensa vida cultural, Quito nos atrapó varios días entre idas y venidas por el país. Así pudimos compartir muy buenos momentos con amigos artistas viajeros y también con quienes nos recibieron en la calidez y confianza de su hogar: Paul y más tarde Ramiro, Edi y la hermosa Blanquita. Sentirse como en casa lejos de casa suele ser el eslogan de muchos hospedajes, pero estar en familia con gente tan linda va más allá de una frase hecha, es reconfortante para el cuerpo y el alma.

 DATOS ÚTILES PARA VISITAR QUITO:

SALUD: tengan en cuenta que Quito se sitúa a casi 3000 msnm (2820 para ser exactos), por lo que si llegan directamente desde el nivel del mar, ya sea volando desde otro país o en bus desde las playas de Ecuador, tal vez sea necesario tomar algunas medidad para prevenir el Mal de Altura o Soroche. Evitar comidas pesadas y muy tarde en la noche y los excesos de alcohol en los primeros días ayuda a una mejor adaptación del cuerpo, así como beber mucho líquido y té de coca.

HOSPEDAJE: la mayoría de los hostales para mochileros se encuentran en las inmediaciones de la Plaza Fosch, según el gusto del cliente, se puede encontrar hospedaje desde 5 USD por persona.

MITAD DEL MUNDO: se llega hasta la puerta del complejo fácilmente en transporte público urbano, luego de unos 40 minutos de viaje y haciendo una conexión de líneas en las afueras de la ciudad. Se puede visitar todos los días del año entre las 9 y 18 horas y cuesta 3 dólares el ingreso.

Mitad del Mundo (versión oficial)

Mitad del Mundo (versión oficial)

MUSEO INTI ÑAN: a menos de 5 minutos caminando desde la Mitad del Mundo está este sitio ubicado según el cálculo exacto por GPS. Se puede visitar todos los días de 9:30 a 17 horas y cuesta 4 dólares la entrada.

MUSEO DE GUAYASAMÍN – CAPILLA DEL HOMBRE: reitero: a mi entender, esta visita es un imperdible de la ciudad! Está abierto de martes a domingos, de 10 a 17 horas (cerrado lunes y feriados). La entrada cuesta 6 dólares (estudiantes y tercera edad 3 dólares) y los días domingos es gratuito.

Cuenca, la linda

Pero el verdadero amor urbano nos llegó más al sur y un tanto no-correspondido, como las pasiones inolvidables. Cuenca es la ciudad más linda que conocimos en América. Punto. Y encima tuvimos el gusto de verla en su mejor momento, se arregló especialmente para nosotros (y los otros miles de visitantes que llegaron de todas partes), era principios de noviembre, el fin de semana de su fiesta típica. Eso tuvo su lado bueno y su lado malo.

Lo bueno fue poder disfrutar de las ferias y actividades musicales que habían desparramadas por las calles de esta pintoresca ciudad, a la vera de sus cuatros ríos que la refrescan y visten de una intensa primavera colorida. Artesanías de todo el mundo, música folklórica del Ecuador, parques remodelados oportunamente y hasta la inauguración del Planetario. Gente, gente y gente. Todos contentos y sonrientes, orgullosos de su ciudad, y con mucha razón. Fuimos recibidos por Jaime que nos contó la historia de la ciudad, nos mostró sus principales atractivos y nos invitó la típica colada morada que se realiza exclusivamente para esta fecha. Esta ciudad tiene la particularidad de estar plagada de imponentes iglesias y hasta tiene dos catedrales. La nueva permite conocer sus cúpulas desde donde se tiene una bellísima panorámica de la ciudad. Entre nuestros paseos favoritos también está el paseo del Río Tomebamba con su histórico Puente Roto, rincón bohemio y artístico, al igual que la Plaza Cruz del Vado.

El Puente Roto y sus pintores

El Puente Roto y sus pintores

Lo malo fue que dado a la invasión masiva que supone esta fecha tan particular en el año no pudimos quedarnos todo el tiempo que nos hubiera gustado. Los hospedajes estaban llenos y sobrevaluados y los anfitriones de couchsurfing agotados. Tuvimos que irnos a los pocos días de llegar, sin poder visitar el Parque Cajas ni las Ruinas de Ingapirca, que afortunadamente conocí hace algunos años.

Así y todo la pasamos muy bien y nos fuimos con la sensación que nos quedaba una cita pendiente con esta bella ciudad, queda en una agenda imaginaria para valla uno a saber cuando… pero si ya la pisé dos veces en menos de tres años me permito ser optimista respecto a un nuevo reencuentro!

Atardecer en el Parque de la Madre

Atardecer en el Parque de la Madre

DATOS ÚTILES PARA VISITAR CUENCA:

COMIDA: el Mercado 9 de Octubre de Cuenca (Mariscal Lamar y Hno Miguel, en el centro histórico) es uno de los más lindos para visitar, conocer de cerca este aspecto tan importante de la idiosincrasia de su gente y disfrutar de sus platos típicos. Empanadas, humitas, mote pillo, yapingachos, chancho hornado (nuestro favorito!) son algunos de los platos más típicos de la zona. Y si van como nosotros en las cercanías del Día de los Fieles Difuntos, no se tienen que perder de probar una colada morada con guagua de pan: una bebida caliente que se prepara con harina de maiz morado y una cantidad innumerable de frutas y hierbas aromáticas que resultan en una delicia, y se acompaña de una panificación con forma de niña (= guagua).

ALOJAMIENTO: hay muchos hostales, especialmente en la zona de la Calle Larga, una amplia variedad permite encontrar hospedaje desde 5 USD por persona.

CATEDRAL NUEVA: en el Parque Central de la ciudad, y de una belleza imponente desde su fachada del año 1885, permite hacer una visita en las alturas de sus cúpulas cubiertas de azulejos checoslovacos por sólo 1 USD (te regalan una postal, así que básicamente es gratis). Horario: de 8 a 12 horas y de 13:30 a 16: 30 horas (sábados y domingos sólo por la mañana).

Visitando las Cúpulas de la Catedral Nueva

Visitando las Cúpulas de la Catedral Nueva

MUSEO Y COMPLEJO ARQUEOLÓGICO PUMAPUNGO: ubicado al final de la Calle Larga, cuenta con interesantes salas de arqueología, arte religioso del siglo XIX, etnografía y numismática. Su entrada es gratuita y abierta de martes a domingos de 8 a 17:30 horas.

RUINAS DE INGAPIRCA: este complejo arqueológico inca se encuentra a unos 80 kilómetros de la ciudad, se puede visitar de 8 a 19 horas todos los días de la semana y su ingreso cuesta 5 USD (estudiantes 3 USD).

PARQUE NACIONAL CAJAS: 30 kilómetros al NO de Cuenca está este Parque Nacional rico en vida silvestre endémica de la zona y más de 250 lagos y lagunas. Su cerro más alto se eleva hasta los 4450 msnm, y “caxas” en quechua significa “frío“, así que ya saben… El transporte público hasta el lugar cuesta 2 USD. Se puede visitar todos los días y su ingreso cuesta 1.50 USD para ecuatorianos y extranjeros residentes y 10 USD para extranjeros mayores de 12 años (menores 5 USD). Ofrece la opción de pernoctar acampando para lo que hay que pagar un adicional de 2 o 4 USD (locales o extranjeros respectivamente).

Una Respuesta

  1. Marc

    Hola Vito. Saludos desde Córdoba, Argentina. Estamos por viajar a Ecuador y nos han encantado tus relatos. Gracias por compartirlos. Nos interesaría saber en dónde te hospedaste en Quito, ya que lo has recomendado muy bien. Desde ya gracias! Lili y Marc.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: